El patrimonio de Castilla y León

Página dedicada al estado del patrimonio histórico y cultural de Castilla y León

lunes, 23 de noviembre de 2009

BIC pendientes en Soria

PATRIMONIO EN LISTA DE ESPERA
. 41 monumentos y zonas arqueológicas de Soria esperan desde hace décadas su declaración como BIC

N.Z.
Heraldo de Soria
Desde 1949 hasta hoy en día el mundo ha dado un vuelco importante y, sin embargo, para Soria, hay cosas que no han cambiado.
En este tiempo... ha llegado la democracia a España, ha caído el muro de Berlín, el hombre ha llegado a la luna, se ha disuelto la URSS y, en Soria, se ha abierto un túnel en Piqueras que conecta la provincia con La Rioja. Sin embargo, en estos 60 años algunos procedimientos que afectan a la provincia no han dado ni un solo paso...
La Junta de Castilla y León inició el proceso de declaración de la torre de Alcubilla del Marqués como Bien de Interés Cultural (BIC) en 1949. Desde entonces, el trámite no ha avanzado nada.
La situación de la torre de Alcubilla no es el único caso de la provincia, aunque sí la más sangrante. La ermita de San Saturio, el monasterio de San Polo, la ermita del Cañón, el Palacio de la Audiencia o la Casa Consistorial de Ágreda son algunos de los 41 bienes que están incoados desde hace años pero que su proceso de declaración no ha evolucionado. Y su proceso aventura haberse quedado en el olvido, según denuncian desde el PSOE.

LA NUEVA LEY DE PATRIMONIO
Entró en vigor en 2007, no ayuda
La nueva Ley de Patrimonio en vigor desde 2007 no ha ayudado mucho en este sentido. Desde su aprobación, la administración dispone de dos años, una vez incoado el expediente, para resolver y decidir en Comisión si se declara o no.
Sin embargo, esta ley no tiene carácter retroactivo, por lo que todos los expedientes anteriores no tienen plazo legal para resolverse y, por tanto, pueden seguir paralizados años y años, guardados en los cajones de Patrimonio.
Aunque el problema radica en los plazos, la realidad es que la problemática llega más allá y afecta a la protección del patrimonio, al reconocimiento de un bien, al arraigo de los pueblos e, incluso, al propio turismo, muchas veces guiado por las listas oficiales que enumeran de uno en uno los lugares declarados BIC con un interés especial.
A pesar de esta situación -que indudablemente supondría un paso más allá en el reconocimiento, puesta en valor y protección de unos restos de valor patrimonial- es preciso interpretar esta realidad con la diligencia que merece, y, en este sentido, cabe matizar que la paralización no ha supuesto la pérdida de ninguno de estos 41 bienes de interés.De hecho, es preciso destacar que el bien, una vez incoado el expediente, ya cuenta con un nivel de protección similar al que dispondrá una vez sea declarado.

41 BIENES, 20 MONUMENTOS
17 castillos y cuatro zonas arqueológicas
El procurador socialista Javier Muñoz considera inaudita la política de la Junta de Castilla y León referente a la incoación y declaración de BIC y denuncia el hecho de que haya bienes incoados pendientes de declaración desde los años 40, así como que entre estos 41 procesos bloqueados "se encuentren algunos tan importantes como la ermita de San Saturio o el Palacio de la Audiencia". "Todos son importantes y de gran valor, pero hay algunos que claman y a los que la Junta debería darles máxima celeridad", señala al respecto.
De los 41 bienes pendientes de declaración, 34 tienen su expediente incoado desde los años 80. De éstos, 25 fueron presentados en el año 1983 cuando se intentó dar un impulso a la protección y reconocimiento del patrimonio. El resto, tres fueron incoados en los años 70, dos en los 90, y uno en 2003. A éstos hay que sumar el caso de 1949.
En cuanto al tipo de bien a declarar, los más numerosos son las atalayas (15), seguidas de iglesias (11), palacios (4), ermitas (3) y torres (3), villas romanas (2) y conventos o monasterios (otros 2). Entre los expedientes incoados hay también un tolmo y un castro.
Y por consideración, 20 serán BIC en la categoría de monumentos, 17 estarán en la de castillo y cuatro serán zona arqueológica.

"TODOS BUSCAMOS UNA MARCA"
La declaración, un reconocimiento
Muñoz, que ya ha presentado el asunto ante las Cortes para urgir la declaración, reconoce que a nivel de protección no supone ningún avance (ya que los bienes incoados ya están protegidos), pero insiste en que "es un reconocimiento, una garantía de calidad, un paso más para hacer ver a la gente que hay patrimonio de calidad en Soria". "La gente cada vez buscamos más una marca, y prueba de ello es que la Junta está apostando por ello y ha creado recientemente Tierra de Sabor para los productos agroalimentarios de Castilla y León y un logo de la región. No entiendo por qué aquí no se apuesta por lo mismo y se potencia estas declaraciones de BIC que, al final, son dar una marca de calidad al patrimonio soriano, una forma de destacar y llamar la atención de la gente", explicó Muñoz.
"El turismo de interior cada vez es más turismo cultural y, muchas veces, se mueve por listados. Aunque sólo sea por salir en estos listados es importante, porque ser BIC puede actuar de reclamo de alguna manera", añadió. De hecho, recordó, "cuando iban a empezar Las Edades del Hombre urgimos a la Junta que desbloqueara los BIC de la capital porque entendíamos que eran un añadido más". Su petición no surtió efecto.
El procurador socialista responsable de Patrimonio aseguró no entender por qué la Junta "mantiene estos expedientes en los cajones", máxime "cuando han demostrado que, si quieren, pueden sacar adelante una declaración en apenas un año, como ha ocurrido con Caracena". "Aunque sólo fuera por la repercusión que puede suponer, deberían desbloquear estos expedientes", concluyó.

Los que esperan
Ágreda.Palacio municipal. Se incoó en 1973.

Aguilera. Iglesia de San Martín. 1983.

Alcubilla del Marqués. Torre. 1949.

Alcubilla de las Peñas. Torre de la senda. 1983.

Aldealseñor. Torre y palacio. 1980.

Almarail. Atalaya de Torrejalva. 1983.

Bayubas de Abajo. Atalaya de Taina La Hoz. 1983.

Beltejar. Iglesia parroquial. 1981.

Berlanga de Duero. Convento de Paredes Albas. 1981.

Berzosa. Iglesia de San Martín. 1983.

Burgo de Osma. Atalaya del sur. 1983.

Burgo de Osma. Atalaya del Enebral. 1983.

Caltojar. Atalaya de Tiñón y Ojaraca. 1983.

Caltojar. Atalaya de la Viruela. 1983.

Caltojar. Atalaya de Quión. 1983.
Caracena. Atalaya. 1983.

Tolmos. 1980.

Cerbón. Iglesia de San Pedro. 1983.

Chavaler. Iglesia del siglo XVIII. 1982.

Cubo de la Sierra. Castro de Zarranzano. 1981.

Espejo de Tera-Almarza. Iglesia románica. 1982.

Ermita de la Monjía. 1995.

Hinojosa del Campo. Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción. 1983.

Mosarejos. Atalaya. 1983.

Nograles. Atalaya. 1983.

Oncala. Iglesia de San Millán. 1983.

Osma. Atalaya del Uxama. 1983.

Osma. Atalaya del Burgo. 1983.

Quintanilla de Tres Barrios. Atalaya. 1983.

Rello. Atalaya de Rello o torre del agua. 1983.

Santervás del Burgo. Villa romana Los Villares. 2003.

Soria. Palacio de la Audiencia Provincial. 1983.

Soria. Ermita de San Saturio. 1979.

Soria. Antiguo monasterio de San Polo. 1979.

Tera. Casa Palacio del Maqués de Vadillo. 1983.Tozalmoro. Iglesia parroquial. 1985.

Ucero. Ermita de San Bartolomé. 1983.

Ucero. Necrópolis y villa romana. 1980.

Valdenarros. Iglesia parroquial. 1983.

Valtajeros. Iglesia parroquial. 1999.

Vildé. Atalataya de Navapalos. 1983.
Foto: Ermita de San Bartolomé, desde la cueva del mismo nombre, en el cañón del Río Lobos, en Ucero.

Etiquetas: ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal