El patrimonio de Castilla y León

Página dedicada al estado del patrimonio histórico y cultural de Castilla y León

domingo, 30 de diciembre de 2007

En Piedrahíta y El Tiemblo

DOS NUEVOS MONUMENTOS EN RUINAS SE SUMAN A LA LISTA ROJA DEL PATRIMONIO EN LA PROVINICIA DE ÁVILA
Avila digital, 25 diciembre 2007

El convento de Santo Domingo, en Piedrahíta, y el Monasterio de Guisando, en El Tiemblo, han sido incluidos en la Lista Roja del Patrimonio que elabora Hispania Nostra.
Se trata de un listado que recoge todos los elementos del patrimonio histórico español que se encuentran sometidos a riesgo de desaparición, destrucción o alteración esencial de sus valores.
Junto a estos dos conventos, que han sido incluidos recientemente –el de Piedrahíta en octubre y el de El Tiemblo en diciembre- se encuentran el Convento de Las Gordillas, en Ávila capital, y el Convento de Extramuros de Madrigal de las Altas Torres, declarado Bien de Interés Cultural.
El convento de Santo Domingo, que data del siglo XIV, es hoy poco más que unas ruinas abandonadas en situación de hundimiento progresivo. Hernando Álvarez de Toledo, el segundo señor de Valdecorneja, y su esposa, Leonor de Ayala, fundaron el convento a finales del siglo XIV, pero en el siglo XIX comenzó a deteriorarse, tras ser expropiado. De la primitiva iglesia se conserva la capilla mayor, de rasgados ventanales apuntados y crucería sencilla, y en ella reposan los restos de los dos fundadores.
Sitio Histórico y en progresivo deterioroEn cuanto al Monasterio de Guisando, que está declarado como Sitio Histórico, ha sido incluido en la última actualización de la Lista Roja. El edificio es de los siglos XIV-XVI y en la actualidad presenta un progresivo deterioro, abandonado y en ruinas, y comido por la maleza.
Fundado en 1375, el Monasterio de San Jerónimo de Guisando se encuentra ubicado en un cerro, muy cerca de los Toros de Guisando.
El primitivo monasterio fue pasto de las llamas allá por el año 1546, pero se reconstruyó y amplió con un estilo renacentista y algunos recuerdos del gótico. En él destaca el claustro, con dos pisos de arcos rebajados sobre sencillas columnas que, junto con la capilla gótica, es lo único que se conserva.
La cúpula y la bóveda, ya derruidas, eran de ladrillo tabicado y el templo, con forma de cruz latina y cabecera semioctogonal, contaba con tres pequeñas naves y un coro.
En 1979 el monasterio sufrió un nuevo incendio y la mayor parte del edificio quedó muy dañada.
Por él han pasado Juan I, Felipe II, Santa Teresa de Jesús o el duque de Alba, Fernando Álvarez de Toledo, pero hoy es uno de los monumentos más degradados del país, según Hispania Nostra.
Fotos: Monasterio de Guisando (El Tiemblo) y convento de Santo Domingo (Piedrahíta).

Etiquetas: ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal