El patrimonio de Castilla y León

Página dedicada al estado del patrimonio histórico y cultural de Castilla y León

lunes, 13 de septiembre de 2010

Puente de Vinuesa (Soria)

PIEDRAS ROMANAS QUE VALEN UN BIC
. En España hay otros dos puentes bajo las aguas de embalses, uno de ellos será trasladado en breve
. En Soria, existen otros tres puentes de características similares al de San Mateo, y sin BIC


Por su valor histórico-artístico más que evidente, por su singularidad tipológica, porque ayuda a la cohesión social y territorial, porque es parte de una calzada romana, porque corre peligro de desaparición, porque no se trata de un bien aislado, porque su rehabilitación es posible, porque cumple los requisitos que la Ley de Patrimonio exige para la declaración de un bien inmueble como Bien de Interés Cultural, porque su declaración BIC es perfectamente compatible con su inclusión en el Plan PAHIS en el que la Junta trabaja y, sobre todo, porque hay otros puentes de valor muy similar, e incluso menor, al de San Mateo que ya cuentan con una figura de protección máxima. En síntesis, es la justificación de la memoria técnica que la plataforma Salvemos el puente de Vinuesa ha presentado ante la Junta para urgir la protección de este bien cultural, una solicitud a la que ahora también se han sumado desde el PSOE de Soria y que el lunes llegará a las Cortes de Castilla y León.
Aunque la solicitud no va más allá de lo que el pueblo de Vinuesa viene pidiendo desde hace ya casi una década, lo cierto es que el documento ofrece un paso a mayores al evidenciar que existen puentes similares al visontino en la región, e incluso en la propia provincia, que, con menores condiciones, están declarados BIC.
La comparativa es arrasadora y supone poner en cuestión las decisiones oficiales que hasta ahora se han adoptado al respecto de la conservación del puente de San Mateo que se haya sumergido bajo las aguas del embalse de Cuerda del Pozo. Por parte de la Junta, no se entiende que niegue la protección para el puente visontino cuando hay otros casos similares (incluso en el pueblo vecino de Covaleda) que sí la tienen, y cuando existen informes (incluso de la propia Delegación Territorial) favorables a la declaración. Por parte del Gobierno, el documento vuelve a cuestionar la decisión del Ministerio de Medio Ambiente de requerir la declaración BIC para actuar a través del 1% (compromiso de la ministra Narbona) cuando, sorprendentemente y tomando como referencia otros casos nacionales, este requisito no es realmente necesario.

¿Por qué el de Vinuesa no?
Aunque desde todos los puntos de vista que analiza el documento está justifica la declaración BIC para el puente, lo cierto es que llama especialmente la atención un aspecto que hasta ahora se había pasado por alto. La comparativa con otros restos muy similares. ¿Qué valores a mayores tiene el puente romano de Simancas respecto del de Vinuesa para que éste se declarara BIC en 1989 y el soriano siga todavía a expensas si quiera de ser incoado el expediente? ¿Por qué el puente de Santo Domingo, en el pueblo vecino de Covaleda, está protegido y ha sido restaurado recientemente para evitar su desaparición y, contrariamente, el de Vinuesa que es mayor en dimensiones, más rico en valores arquitectónico y con mayor peso en la historia romana no tiene protección alguna?

Otros puentes en Soria
Comparando los otros tres puentes de Soria de característica similares -el puente de Soria en Covaleda, el puente de Santo Domingo, también en Covaleda, y el puente de Masegoso, en Pozalmuro- "solamente podemos concluir el puente de San Mateo merece la catalogación como BIC", recoge el informe técnico elaborado por expertos en gestión de patrimonio. "Tanto la longitud como el número de arcos del resto de puentes es inferior al de San Mateo. A su vez, podemos detener nuestra atención en la datación de los mismos, en la que, a excepción del de Masegoso, ninguno de ellos posee un origen tan remoto como el de Vinuesa. Mismo caso en todos sus aspectos coincidentes en cuanto a su inclusión dentro de una vía romana. En conclusión, tan sólo el de San Mateo se le puede atribuir un origen tan antiguo como es el romano, salvando Masegoso, y en el que su datación es discutida, y es el único de los tres puentes que aún no se encuentra protegido por una declaración como BIC. La conclusión que se arroja es que queda patente el mayor valor tanto histórico como arquitectónico del puente de San Mateo en comparación con estos otros tres puentes", concluye el informe.

Y en la región
La comparativa se puede extrapolar incluso a otros puentes de la región. Tomando como referencia el puente sobre el río Adaja, en Ávila, el puente antiguo de Hospital de Orbigo (León), el del río Tormes en Salamanca, el de Ledesma (Salamanca), el de Simancas (Valladolid) y el de Becilla de Vaderaduey (Valladolid), las conclusiones son evidentes: "En primer lugar lo que se observa claramente es que la mayoría de los puentes se remontan a un origen romano, pero al igual que el de San Mateo todos se encuentran reconstruidos o reformados a lo largo de la Edad Media".
"También se aprecia que tan sólo tres de estos puentes son de una mayor longitud o tienen más arcos que el de Vinuesa. Casi todos ellos se encuentran también asociados a una vía romana, y la mayoría de ellos tienen igual o menor valor histórico y arquitectónico que el de San Mateo, lo cual corrobora la tesis del merecimiento de la declaración como BIC".
A la vista de estos datos, la conclusión es evidente: "En su mayoría son muy similares, tanto en características como en técnicas constructivas, lo que hace más significativo el hecho de que aún no se encuentre declarado el inmueble visontino", llega a cuestionar el documento técnico.

Otros sumergidos en embalses
Por si ésto fuera poco, existen dos ejemplos de relevancia especial en España por encontrarse en situaciones muy similares al puente soriano. En la provincia de Jaén y en la provincia de Ciudad Real, existen dos puentes de diferentes épocas, protegidos con la máxima calificación de Bien de Interés Cultural, ubicados en zona inundable, y como en el caso del puente de San Mateo sumergidos durante buena parte del año bajo las aguas de los embalses.
Se trata del puente de Baebio Publio Venusto, en Granatula de Calatrava (Ciudad Real), sumergido bajo el pantano de la Vega del Jabalón, y el puente de Ariza, en Ubeda (Jaén), localizado en el pantano de Giribaile y que, curiosamente, va a ser trasladado.
A la vista de estos datos, la situación es más que evidente, "queda demostrado que no existen impedimentos para la protección legal que merece todo bien destacado y singular" como es el puente de San Mateo. Además, y lo que es más importante, tomando como referencia estudios realizados por el arquitecto Fernando Cobos, queda demostrado que el puente visontino, a pesar de su delicado estado de conservación, "es totalmente recuperable" y, por tanto, "existen datos para asegurar la viabilidad de conservación futura del bien", un reto para el que el Ayuntamiento de Vinuesa y la Plataforma seguirán trabajando.

Foto: Puente de Vinuesa, emergiendo del embalse.

Etiquetas: ,

1 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal