El patrimonio de Castilla y León

Página dedicada al estado del patrimonio histórico y cultural de Castilla y León

lunes, 30 de junio de 2008

¿Sitio histórico o conjunto histórico?

SOBRE “EL TESO DE SAN FRANCISCO”
José Ignacio Martín Benito *

El pasado lunes 23 de junio, se discutía en las Comisión de Cultura de las Cortes regionales, la proposición presentada por el grupo socialista por la que se quería instar a la Junta de Castilla y León a incoar el expediente de Bien de Interés Cultural (BIC) para el “Teso de San Francisco” (o Teso Grande) de Ciudad Rodrigo, en la categoría de “sitio histórico”.
Como es sabido, la propuesta fue rechazada por la mayoría del grupo popular, cuya posición fijó Javier Iglesias, procurador y alcalde de Ciudad Rodrigo. Al parecer la iniciativa no era del agrado del alcalde, pues trató de enmendarla, en el sentido que la Junta estudiara la posibilidad de ampliar el conjunto histórico de Ciudad Rodrigo al “Teso de San Francisco”.
Esta proposición, que se le ocurrió al alcalde, carece de todo fundamento y rigor y resulta tan improvisada como disparatada. Sólo se puede hacer desde el desconocimiento más absoluto de la Ley 11/2002 del Patrimonio Cultural de Castilla y León. El artículo 8º de dicha Ley establece las categorías de los BIC: a) monumento, b) jardín histórico, c) conjunto histórico, d) sitio histórico, e) zona arqueológica, f) conjunto etnológico y g) vía histórica.
La categoría de conjunto histórico está reservada para “la agrupación de bienes inmuebles que forman una unidad de asentamiento, continua o dispersa”. Por su parte, el sitio histórico viene definido como “el lugar o paraje natural vinculado a acontecimientos o recuerdos del pasado”.
Todos los mirobrigenses saben que en el “Teso de San Francisco” no hay ningún inmueble, ni casas, ni calles, ni plazas. Difícilmente, por no decir imposible, puede tener acomodo en la categoría que se le ha ocurrido al alcalde de Ciudad Rodrigo. Además, cuando en determinadas áreas se ha ampliado un conjunto histórico, siempre ha habido una solución de continuidad en la trama urbana, en suma, esta categoría está reservada a un grupo o estructura arquitectónica, nunca se aplica sobre un lugar, en pleno campo, como está el Teso Grande, situado a unos 800 metros del casco antiguo de la ciudad.
Por eso, subrayo, lo disparatado de la propuesta, que ha hecho el procurador Iglesias. Pero lo que siento, realmente, es que sea el propio alcalde de Ciudad Rodrigo el que haya contribuido y participado muy activamente en dejar escapar una oportunidad única: la de declarar como BIC a un lugar de proyección internacional como el cerro de San Francisco, por el papel jugado, tanto en 1706 y 1707 durante la Guerra de Sucesión, como en los sitios de 1810 y 1812 durante la Guerra de la Independencia. Ahora que hemos recordado el 300 aniversario de la contienda sucesoria y que estamos conmemorando el Bicentenario de la Guerra Peninsular, la coyuntura era más que favorable. La declaración del Teso es un valor por sí misma, pero, a la vez, sería también un magnífico complemento a otro de los sitios históricos vinculado a las guerras napoleónicas que tiene la provincia de Salamanca: Arapiles. Por otro lado, el cerro mirobrigense es un mirador privilegiado del sistema fortificado de la ciudad.
Ciudad Rodrigo fue durante siglos la “llave de Portugal”, al ser una de las tres plazas más fuertes y destacadas –junto con Tuy y Badajoz- en la frontera con el reino vecino. Los sitios de 1810 y 1812 se recuerdan tanto en el Arco de la Estrella de París como en la catedral londinense de San Pablo, respectivamente. El carácter internacional, europeo, de Ciudad Rodrigo está fuera de toda duda. Pero lamentablemente, alguien se ha encargado de cerrar el paso al reconocimiento como “sitio histórico” del “Teso de San Francisco”; alguien ha jugado con la “llave de Portugal” y ha cerrado la puerta a una propuesta limpia, cuyo único objetivo era poner en valor uno de los lugares más destacados en la historia de Ciudad Rodrigo. Me entristece que ese alguien sea el primer regidor de la ciudad. Así se escribe la Historia. ¡Si Herrasti y Wellington levantaran la cabeza!

* Publicado en El Adelanto de Salamana, lunes 30 de junio 2008

Etiquetas: ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal